Dile chao a las imperfecciones

Lavar tu rostro y beber abundante agua a diario ayuda a prevenir y eliminar las impurezas. La pubertad no es la única razón por la que se originan los fastidiosos granitos. De hecho, la falta de higiene e hidratación son algunas de las causas principales de que las impurezas se transformen en un problema severo…